Violeth Kazumba. Tanzania


25/06/2020

Violeth Kazumba, trabaja en la compañía de Suministro de Agua y Saneamiento de Tanzania. En el curso 2018-19 fue beneficiaria de una beca de la Fundación Mujeres por África y la Universidad Autónoma de Madrid, donde estudió un Máster en Calidad de Aguas Continentales.

En Tanzania el coronavirus hace que nos tengamos miedo unos a otros

Violeth Kazumba TanzaniaComo es bien sabido, el coronavirus afecta a todo el mundo y ha causado miles de muertes en muy poco tiempo. De forma rápida la pandemia ha cambiado la vida cotidiana de la gente de todas partes. Por ejemplo en  Estados Unidos, el impacto económico del virus ha dado lugar a nuevas clasificaciones de trabajadores «esenciales», a un desplazamiento hacia el trabajo on line y a un vertiginoso aumento del paro, que, además, se prevé que siga creciendo.

Tanzania, también, se ha visto afectado por la pandemia. El primer caso se confirmó el 16 de marzo y desde entonces se han notificado más de quinientos casos y más de cincuenta muertes.

Las autoridades están haciendo todo lo posible para formar y concienciar a los ciudadanos sobre medidas para evitar la expansión de la pandemia. (Al final de este artículo detallo las medidas decretadas)

En Tanzania, las autoridades políticas y sanitarias se enfrentan a esta situación de manera eficiente y honesta, tratando de no presionar mucho a la gente, pero aumentando la concienciación y el compromiso en la adopción de medidas de seguridad.

La población, así como la economía del país, se ha visto repentinamente afectada, ya que el flujo de dinero ha disminuido considerablemente. La gente no puede salir al exterior para sus actividades económicas y laborales diarias. Muchas oficinas, escuelas y universidades están cerradas y hay muy poco movimiento comercial dentro y fuera del país.

Trabajo desde casa

Escuchamos a un hombre de negocios decir: «Esta enfermedad es nefasta, estoy perdiendo mis clientes muy rápido. Dependo de la venta de alimentos para pagar mi alquiler y alimentar a mi familia. No sé cómo voy a sobrevivir si la gente no viene a comprar debido a este virus».

En muchas oficinas los empleados han cambiado su mesa de despacho por la mesa del comedor de su casa, el sofá o, incluso, la cama. Esta situación puede alargarse mucho tiempo, en tanto las empresas no encuentren la forma de implementar medidas seguras para poder volver a los puestos de trabajo.

Remedios alternativos

La vida no es normal en absoluto, estamos viviendo en una botella cerrada ya que no hay libertad de movimiento. Nos tenemos miedo los unos a los otros. Resumiendo, estamos inmersos en una situación de angustia.

Se ha mencionado que diferentes medicinas hechas de plantas naturales curan el virus de la corona. Los mencionados son limones, jengibre, ajo, hojas de eucalipto, hojas de guayaba y más como se puede ver en la figura.

Tanzania-Remedios.

Se dice que la medicina tradicional cura el Covid-19. Diferentes hojas que se mezclan y se bebe su  jugo.  Las hojas se hierven a máxima temperatura y el tallo se toma  cubriéndolo completamente con las hojas. Personas tratando de crear una cámara que puede ayudar a desprender el tallo de las hojas hervidas

Las medidas que se están tomando son:

  •  Limpiar regular y minuciosamente las manos con un frotador de manos a base de alcohol o lavarlas con agua y jabón para matar los virus que puedan estar en sus manos.
  • Mantener al menos 1 metro de distancia entre una persona y otra.
  • Evitar ir a lugares concurridos para reducir la posibilidad de encontrarse con los afectados por el COVID-19
  • Evite tocarse los ojos, la nariz y la boca porque las manos tocan muchas superficies y pueden recoger virus. Una vez contaminadas, las manos pueden transferir el virus a los ojos, la nariz o la boca, donde el virus puede entrar en el cuerpo e infectarlo.
  • Siga una buena higiene respiratoria cubriendo la boca y la nariz con el codo doblado o con un pañuelo de papel cuando tosa o estornude.
  • Quedarse en casa y aislarse incluso con síntomas menores como tos, dolor de cabeza y fiebre leve.
  • Buscar atención médica pronto cuando sienta los síntomas de fiebre, tos y dificultad para respirar.
  • Mantenerse al día con la información más reciente de fuentes confiables, como la OMS o las autoridades sanitarias locales y nacionales.

«QUÉDATE EN CASA, MANTENTE A SALVO, COVID -19 ES REAL»

Amigos de la fundación