Tsadkan Araya Gebreyesus. Etiopía


13/04/2020

Tsadkan Araya. EtiopiaEn Etiopía, el primer caso de coronavirus se notificó el 13 de marzo y la víctima fue identificada como ciudadano japonés. Enseguida las autoridades competentes hicieron un seguimiento para conocer los contactos que había tenido.

Tras este caso, el Primer Ministro anunció diferentes medidas a adoptar para prevenir la propagación del coronavirus en el país.  Se prohibían las reuniones masivas, se cerraban todas las escuelas y las fronteras.

Estas restricciones siguen vigentes y no sabemos cuándo se levantarán.  Además, casi todas las regiones han adoptado sus propias medidas, como la prohibición de cualquier tipo de viaje, el cierre de escuelas y la prohibición de reuniones masivas para controlar la propagación de la pandemia.

El número de contagiados está aumentando periódicamente. La mayoría de las personas contagiadas se encuentran entre las que llegaron a Etiopía recientemente y en la que hay tanto extranjeros como etíopes. A todos se les puso en cuarentena durante 14 días.

A fin de reducir al mínimo la propagación del virus en el país, todos los medios de comunicación están trabajando intensamente para sensibilizar sobre las medidas de prevención.

Aún así, parece que la población no es consciente de los peligros que entraña el coronavirus. Donde yo vivo, es fácil ver que la gente sale sin mascarilla, ver a personas que se visitan unas a otras para celebrar cumpleaños o para conocer a recién nacidos.

A pesar de que los funcionarios del gobierno pongan diferentes medidas de prevención y las redes de medios de comunicación estén utilizando todo su tiempo de emisión en sensibilizar a la población, existe una gran brecha en el seguimiento y la aplicación de los métodos de prevención por parte de la gente.

Esto podría hacer muy difícil detener su propagación si hay personas contagiadas con el virus dentro de la sociedad.  Esperemos que no haya nuevos contagios, ya que todos los casos positivos están en el grupo de los recién llegados al país.

Soy profesora de universidad. Todas las escuelas y universidades están cerradas. Sin embargo, el gobierno está organizando diferentes canales de radio y televisión para que los estudiantes de hasta el grado 12 puedan seguir su educación desde su casa.  Algunas escuelas tienen un centro de aprendizaje en línea y están haciendo que sus estudiantes aprendan a distancia.

En cuanto a mi vida, me quedo en casa, excepto cuando raramente salgo a comprar comida. A veces nos sentimos aburridos de estar sentados en casa. Pero creemos que debemos hacerlo ya que es el mejor método para evitar la propagación del virus.

Muchos centros de negocios están cerrados y esto está afectando la vida de muchos individuos, incluyendo mujeres y niños.  Esta pandemia puede afectar a todos los individuos, y su efecto puede variar según las diferentes circunstancias de cada uno.

En general, en ausencia de un rápido final de esta pandemia, el impacto económico, social y político será sustancial para nuestro país.

Amigos de la fundación